Get Adobe Flash player

 

OPINIÓN
Por Ignacio Beteta V.




¿Primer paso para aumentar la producción de petróleo?

 
Se firma Acuerdo con Estados Unidos para la explotación de yacimientos transfronterizos de hidrocarburos. Aunque dicho acuerdo tendrá que ser aprobado por los poderes legislativos de ambos países, este puede ser el primero paso para aumentar la producción de petróleo y gas natural.

1. ACUERDO DE EXPLOTACIÓN DE YACIMIENTOS TRANSFRONTERIZOS
El acuerdo firmado tiene como propósito dar certeza jurídica para que la explotación de yacimientos transfronterizos de hidrocarburos se lleve a cabo en un contexto de equidad. De esta manera, se elimina el temor que tiene México de que la riqueza petrolera que le correspondería por la explotación de un yacimiento transfronterizo, está fuera y succionada por empresas extranjeras a través del “efecto popote”.

Como ejemplo de ello se tiene al pozo Maximiliano I frente a las costas de Tamaulipas y cerca de la Frontera marítima con los Estados Unidos, el cual ahora podrá explotarse al fijarse las condiciones para una extracción conjunta.


2. BAJA LA PRODUCCIÓN Y SUBE EL PRECIO

La producción de petróleo crudo del país llegó a un nivel máximo en 2005 de 3.4 millones de barriles al día (MBD), para posteriormente comenzar a declinar a niveles actuales por debajo de los 2.6 MBD. Este nivel de producción es semejante al que se tenía hace 11 años.

Los precios del petróleo se han incrementado de manera continua desde principio de los años 90, dado el crecimiento internacional de la demanda por encima del de la oferta y por la incertidumbre política que prevalece en medio oriente donde se produce una gran parte del petróleo que se comercializa en el mundo. Como ejemplo del alza en estos precios, se tiene que la mezcla mexicana de exportación de petróleo que se encuentra en niveles de 105 dólares/barril en el mes de febrero de 2012 es prácticamente 10 veces superior al registrado en diciembre de 1993 que fue de 10.67 dólares/barril.

          

El entorno de altos precios y baja producción ha tenido importantes implicaciones para México:

Se ha perdido la oportunidad de vender petróleo al extranjero a precios elevados.

Se ha tenido que importar gasolina a precio elevados.

¿QUÉ REFORMAS SE NECESITAN?
México se encuentra ante la necesidad de modificar las leyes que frenan la producción de petróleo, para lo cual se propone:

Permitir la asociación con empresas multinacionales para que de manera conjunta se puedan explotar los yacimientos en aguas profundas. Cabe señalar, que las empresas que cuentan con la tecnología para hacerlo, no venden dicho conocimiento. 

Acceder a la inversión privada en la refinación de hidrocarburos y en la  industria petroquímica básica para que de esta manera se reduzcan las importaciones derivados de hidrocarburos y se integren cadenas productivas.

Modificar el régimen fiscal de PEMEX con el objeto de que un mayor porcentaje de los recursos provenientes de la exportación de petróleo permanezcan en la paraestatal para que cuente con presupuesto para llevar a cabo mayores inversiones en exploración y explotación de hidrocarburos. No debe olvidarse, que en este nuevo contexto, el gobierno federal tendría que hacer más eficiente su gasto ante la pérdida de ingresos.

En conclusión, no hay duda de que debe elevarse la producción de hidrocarburos en el país, lo cual requerirá de una reforma energética donde la habilidad política del gobierno será fundamental para dar una batalla ideológica y afrontar los intereses creados en esta industria.

* El autor es economista por la Universidad Anáhuac, con maestría en finanzas en
San Diego State University; catedrático, investigador y consultor.