Home || Ciencia y tecnología || La actividad humana ha estado contaminando el aire por 2 mil años

La actividad humana ha estado contaminando el aire por 2 mil años

Una nueva investigación de científicos europeos ha encontrado que la exposición regular a la contaminación del aire es mucho peor de lo que se pensaba
Contaminación ambiental en la Ciudad de México: Foto: Moisés Pablo/Cuartoscuro

jueves 1 de junio de 2017

Un análisis de un núcleo de hielo tomado de los Alpes suizos junto con registros que datan de la época de la Peste Negra han revelado que no hay un nivel «natural» de plomo en el aire

Investigadores encontraron que los rastros de plomo atrapados dentro del núcleo de hielo cayeron a niveles indetectables mientras la Peste Negra se extendía por la Europa medieval, cerrando la industria y matando a más de un tercio de la población del continente, informa EOS.

«Tenemos por primera vez una lectura de cómo se verían los niveles de plomo sin seres humanos en esta parte del planeta», añadió Chris Loveluck, un arqueólogo de la Universidad de Nottingham y co-autor de la investigación.

Los resultados sugieren que incluso antes de la revolución industrial, el plomo en la atmósfera fue resultado de la actividad humana. Como resultado, aseguran que no hay un nivel «seguro» de contaminación por plomo.

«Básicamente nos hemos envenenado durante unos 2.000 años», dijo Alexander More, historiador y científico climático de la Universidad de Harvard y otro autor del estudio.

Cuando el plomo entra al cuerpo humano, impacta de forma perjudicial la salud, desarrollando desde efectos de conducta hasta efectos neurológicos, reproductivos y cardiovasculares.

En la revista GeoHealth, el equipo compuesto por historiadores, arqueólogos y climatólogos de Estados Unidos, Reino Unido y Alemania describe cómo exploraron los niveles históricos de plomo en el aire al analizar una columna de hielo, conocida como núcleo de hielo, de un glaciar en los Alpes Suizo-Italianos. Hasta el momento, el equipo ha analizado 43 metros de un núcleo de 72 metros de profundidad, con lo que analizó 2.000 años en el pasado.

También te puede interesar: Científicos modifican antibiótico para combatir bacterias resistentes

El equipo encontró que la concentración de plomo en el núcleo de hielo cayó a niveles insignificantes sólo una vez en los 2.000 años analizados, llegando a ser indetectable entre 1349 y 1353. El período coincide con los registros históricos de la propagación de la Peste Negra, una plaga que se extendió por toda Europa.

Los investigadores también utilizaron modelos atmosféricos y registros históricos de las operaciones de minería y fundición en Europa a través de los años, para explorar dónde estaría el plomo atrapado en el núcleo de hielo. «Observamos cada pieza de evidencia arqueológica para la minería y el fin de la minería en ese período en toda Europa occidental», dijo Loveluck.

Los resultados revelan que la minería y las obras de fundición probablemente fueron la principal fuente de plomo dentro del núcleo de hielo. Además, el equipo encontró que la caída en los niveles de plomo correspondía al tiempo que la plaga azotó Europa.

Tu opinión es importante

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Sobre Mariana Montell