Home || Colaboradores || Alejandro Hernández Pulido || México en su camino a la Sociedad de la Información

México en su camino a la Sociedad de la Información

Alejandro Hernández Pulido


México 404


viernes 13 de noviembre de 2015

Elevar la competitividad del sector de las telecomunicaciones no puede ser simplemente bajar el costo de las llamadas de voz, sino el instrumentar una visión de estado responsable para encauzar lo más pronto posible a nuestro país en la senda del desarrollo económico y social.

 

El termino Sociedad de la Información y el Conocimiento, es la referencia del nuevo paradigma del desarrollo humano. Sin buscar caer en definiciones muy elaboradas, que hay bastantes, es reconocer que la información y el conocimiento son los generadores de riqueza de la economía moderna.

Como país y ciudadanía, debe ser tarea central entender que nos lleva y que nos aleja de este paradigma de desarrollo. Sin duda para participar de él, se requiere contar con un sistema educativo eficiente y moderno pero sobre todo que cuente con infraestructura de comunicaciones que le permitan, tanto a profesores como alumnos, estar comunicados con el conocimiento mundial y participar de los esfuerzos de generación de conocimiento global.

Hoy en día los procesos de investigación científica modernos son fundamentalmente multidisciplinarios y dependen de manera importante de las tecnologías de la información y comunicaciones para su éxito. Los tiempos en donde la investigación se hacia fundamentalmente con equipo tradicional de laboratorio quedaron atrás. Los nuevos tiempos requieren equipo de cómputo, acceso a redes de telecomunicaciones, software especializado y una enorme capacidad de almacenamiento y procesamiento de datos.

Si es bien sabido que México tiene un enorme rezago en materia de telecomunicaciones en lo general, en lo particular, la educación superior y los centros de investigación del país se encuentran en una situación verdaderamente alarmante.

La carrera por llevar a nuestro país a la Sociedad de la Información y el Conocimiento forzosamente requiere que seamos un país que genera conocimiento y que participa de los grandes proyectos de investigación a nivel global. Para ello necesitamos voltear a ver a la Corporación Universitaria para el Desarrollo del Intenet, la cual administra la Red Nacional de Investigación (RNI) de nuestro país. Esta red, a su vez, esta interconectada con otras redes de su tipo a nivel mundial.

En el pasado reciente, México ha quedado marginado de grandes proyectos de investigación a nivel mundial por no contar con una RNI robusta. Asimismo nuestro país cuenta con inversiones importantes en instrumental científico de alta calidad que se encuentran aislados al no estar conectados a la comunidad científica nacional y mundial por medio de una red de gran capacidad.

El propósito de alertar sobre el estado que guarda la RNI de México es abrir un ángulo de atención poco analizado de los efectos perniciosos de no terminar con el dominio monopólico de Telmex en las telecomunicaciones, pero más aún de los enormes costos que ha asumido el país y seguirá asumiendo el país mientras el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFETEL) y la Secretaria de Comunicaciones y Transportes (SCT) sigan empeñados en no asumir su responsabilidad como los grandes habilitadores de un nuevo paradigma de desarrollo.

Avanzar en elevar la competitividad del sector de las telecomunicaciones no puede ser simplemente bajar el costo de las llamadas de voz, sino el instrumentar una visión de estado responsable para encauzar lo más pronto posible a nuestro país en la senda del desarrollo económico y social, en el contexto de las posibilidades que ofrece la Sociedad de la Información y el Conocimiento.

niños computadoras

Imagen: Internet

El contenido presentado en este artículo es responsabilidad exclusiva del autor y no necesariamente representa la opinión del grupo editorial de El Semanario Sin Límites.

Tu opinión es importante

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*