Home || Colaboradores || Alejandro Hernández Pulido || Espectro, el verdadero Oro

Espectro, el verdadero Oro

Instituto Federal de las Telecomunicaciones

jueves 18 de mayo de 2017

La tradición de México de ver al petróleo como un baluarte del desarrollo nacional nos ha llevado a dejar de ver y entender el valor que tienen otros recursos de la nación, tal es el caso del espectro radioeléctrico.

La revolución de las telecomunicaciones tiene hoy por hoy su acento en la movilidad, es decir, en las redes inalámbricas, para las cuales el recurso escaso, infinito y no replicable, es el espectro en el cual se transmiten las ondas de radio por las que viajan los datos que le dan vida a las aplicaciones de nuestros celulares.

Las redes de telecomunicaciones son consideradas infraestructuras de interés nacional, la ley protege con castigos severos a quienes atenten contra ellas, buscando interrumpir su funcionamiento. El Estado, por su parte, mantiene una fuerte regulación sobre ellos para que su desarrollo sea adecuado por utilizar un recurso nacional concesionado.

Dado lo anterior, no es necesario ser un especialista en materia de telecomunicaciones para entender que, si alguien concentra una parte importante del espectro, éste por definición desplaza la posibilidad de que un competidor lo haga más allá de sus capacidades empresariales.

Al ser las telecomunicaciones un negocio de infraestructura, la única forma de ser competitivas es teniendo una escala importante de usuarios para pulverizar los altos costos de capital que requieren.

Haciendo un recuento tenemos que:

1.- El espectro es finito e irreplicable.

2.- Las telecomunicaciones son intensivas en uso de capital, por lo que requieren una elevada cantidad de usuarios para ser rentables.

Entonces, si tenemos a un jugador que concentra espectro, genera una barrera estructural para los competidores que por definición no lograrán sumar los usuarios que requieren para amortizar sus inversiones, y es así de fácil como se lleva a cabo, van hacia la captura monopólica en las telecomunicaciones.

Si bien este análisis simple de las cosas permite apreciar con claridad la importancia de regular la tenencia del espectro, la realidad es que el Instituto Federal de Telecomunicaciones no lo quiere entender, ya que apenas unas semanas no objetó la venta de 60 MHZ en la banda de espectro radioeléctrico de 2.5 MHZ de MVS a Telcel. Este evento sin duda fortalece la capacidad de Telcel de desplazar a sus competidores y mantener e incluso incrementar su participación de mercado, la cual el IFETEL no ha logrado reducir a pesar del mandato constitucional y de las medidas asimétricas impuestas a América Móvil.

Es claro que, sin competencia, América Móvil marcando la pauta de la calidad de servicios que tenemos, seguiremos teniendo uno de los servicios de internet más lentos, tanto en fijo como móvil, de los países de la OCDE (Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico; o también OECD, por sus siglas en inglés).

Es probable que escuche por ahí el argumento de la “Red Compartida”, que con la concentración del espectro con la que nació, equilibra la tenencia de espectro del resto de los participantes del mercado. Esto, como tantas cosas en nuestro país, es una cortina de humo para mantener el “estatus quo” de aquellos que se rehúsan a competir e innovar en sus servicios.

El contenido presentado en este artículo es responsabilidad exclusiva del autor y no necesariamente representa la opinión del grupo editorial de El Semanario Sin Límites.

Tu opinión es importante

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Sobre Alejandro Hernández Pulido

Alejandro Hernández Pulido
Desde hace 20 años ha participado en el sector de las Telecomunicaciones en los frentes, público, privado y de tercer sector. En lo público fue Director General de Proyectos Especiales de la Presidencia de la República donde coordinó trabajos de política pública en materia de telecomunicaciones y desarrollo del Internet. En el 2007 ocupó el cargo de Coordinador General del Sistema Nacional e México, formulando el Plan Nacional de Conectividad. En 2008 fue invitado a colaborar en Grupo Televisa como Director General de Negocios en Telecomunicaciones. Entre otras actividades ha sido consejero del “Centro de Estudios de Internet” (CIS) de la Universidad de Washington. Actualmente es miembro de Consejo de Internet 2 y patrono fundador la Unión de Empresarios para la Tecnología en la Educación “UNETE”, así como de varias empresas del sector privado en materia de Políticas Públicas, TI y Energía Eléctrica.