Home || Colaboradores || Antonio M. Prida || Lemas para guiar la vida

Lemas para guiar la vida

Antonio M. Prida


De Frente y Derecho


viernes 4 de enero de 2019

A Yolanda Peón del Valle.

El inicio de año es momento propicio para poner en orden las ideas, hacer evaluaciones de lo vivido y plantear metas de corto, mediano y largo plazo. Es por ello que hoy comparto con mis lectores algunos lemas que he intentado utilizar a lo largo de mi vida, como guía para motivarme en aras de un ideal. Los lemas suelen describir formas de conducta y por la sabiduría que contienen, en muchos casos se expresan en latín y a veces en refranes que facilitan su memorización para tenerlos siempre presentes.

El primero de ellos es la locución latina “Hic et nunc” que significa literalmente “aquí y ahora” y se utiliza, bien para llamar la atención sobre la necesidad de pensar las cosas desde la realidad y no dejarse llevar por teorizaciones y planteamientos abstractos, o bien para conducir un discurso hacia sus aspectos prácticos y concretos, lejos de generalizaciones y abstracciones. Se utiliza para señalar circunstancias de lugar y tiempo, esto es, inmediatamente, en el acto, sobre la marcha. Destaca la importancia de la toma de conciencia y resolución de problemas, adjudicándose una menor importancia a los acontecimientos del pasado. Es en el aquí y ahora en donde residimos y podemos transformarnos, tomando contacto con nuestras sensaciones, sentimientos y dándonos cuenta del contenido de nuestros pensamientos, sin apegarnos a ellos, simplemente observándolos.

Lo incorporé a mis principios de vida luego de una conversación familiar con mi padre, cuando aceptó con valentía que el cáncer pulmonar que padecía lo llevaría irremediablemente a una muerte pronta y dolorosa. Como buen hombre de fe, no se le dificultó recibir voluntariamente el misterioso designio de Dios que aparentemente obstruía su camino, pero consideró indispensable centrar nuestra vida familiar en el “aquí y ahora”, viviendo cada instante con plenitud y optimismo, procurando evitar preocuparnos por un futuro siempre incierto, el cual puede o no ser tan temible como a distancia lo vemos.

Horacio

Q. Horatius Flaccus, por Anton von Werner (1905).

Esta locución latina es plenamente coincidente con aquella otra del “carpe diem” del poeta romano Horacio, que significa literalmente “toma el día”, que anima a aprovechar el momento presente sin malgastarlo esperando el futuro, así como con la lectura de Mateo que invita a mirar, “las aves del cielo, que no siembran, ni siegan, ni recogen en graneros” y a confiar en el “Padre celestial” que las alimenta, la cual concluye: “Así que, no os afanéis por el día de mañana, porque el día de mañana traerá su afán. Basta a cada día su propio afán”.

Otro lema fundamental en mi vida es el que utilizaron los Jesuitas como parte del escudo del Instituto Patria, en el que cursé la primaria, “Quo Melius Illac”, que literalmente quiere decir “buscar lo mejor”. Su interpretación incluye la decisión de ir siempre por el mejor camino rumbo a nuestros ideales, no solamente por uno bueno. Se trata de buscar en cada paso por la vida, el camino óptimo y perfecto, sin tardanzas ni desviaciones. Pero la locución también implica la satisfacción del deber cumplido, aunque el esfuerzo realizado no haya podido alcanzar el resultado esperado. Es así que me siento satisfecho de haber puesto todo mi esfuerzo y talento para alcanzar una meta, aunque ésta no sea cumplida; porque lo fundamental no es el resultado sino la lucha. El imperativo moral es “buscar” lo mejor, no “encontrarlo”. Lo importante es la acción voluntaria, entregada, decidida y sin medida de tender hacia nuestro ideal. Esto me permite sentirme pleno y no vivir eternamente frustrado por las inevitables imperfecciones de la vida.

Así es que procuro no enjuiciar las acciones por sus consecuencias. Si acaso conforme a mi conciencia el mejor camino implica realizar ciertas acciones que pueden tener consecuencias negativas, hay que realizarlas y asumir sus consecuencias.

lemas

San Ignacio de Loyola.

Finalmente, la frase “En momentos de tribulaciones, no se toman decisiones”, derivada de la prescripción de San Ignacio de Loyola “En tiempo de desolación nunca hacer mudanza”, me ha sido útil para tratar de posponer decisiones para cuando la ira, desesperanza u otros sentimientos han sido superados, ya que suelen impedir encontrar el mejor de los caminos para alcanzar nuestros ideales. Esta frase sirve para matizar el hic et nunc que nos mueve a decidir en la inmediatez.

Estos tres lemas interpretados en conjunto nos impulsan a formar nuestra conciencia en forma tal que nos permita hacer uso de nuestro libre albedrío a plenitud, para elegir siempre el mejor camino, pensando las cosas desde la realidad práctica que ofrece el día de hoy, superando las cargas del pasado y enfocados en los retos que hoy se nos presentan, teniendo nuestro ideal abstracto como fin al que siempre debemos tender.

Espero, querido lector, que estos lemas le sirvan como fuente de optimismo en estas épocas de incertidumbre. Al fin y al cabo, como dijo San Agustín: Los hombres dicen que los tiempos son malos, que los tiempos son difíciles: vivamos bien y los tiempos serán buenos. Nosotros somos los tiempos: así como somos nosotros, así son los tiempos.

El contenido presentado en este artículo es responsabilidad exclusiva del autor y no necesariamente representa la opinión del grupo editorial de El Semanario Sin Límites.

29 comentarios

  1. Octaviano couttolenc mestre

    Comentarios sabios Don Antonio. No cabe duda que la actuación decidida es un gran lema de vida, ya que evita la falta de acción aunque siempre matizada.
    Resulta dificil no preocuparse por el futuro, pero coincido en no dedicarle mucho afán, ya que el presente es suficientemente retador para perdérnoslo.
    Excelentes consejos para enfrentar un 2019 retador para los Mexicanos.

  2. Alvaro García Pimentel Caraza

    Me Gusta Don Antonio por la invaluable contribución que nos haces a tus lectores y amigos, y ya que mencionas a San Agustín te comparto una frase de él que trato de aplicar cuando debo tomar decisiones difíciles, “Ama y has lo que quieras”, para mí ha sido de gran ayuda desde que la vi en la Iglesia de San Agustín, en Polanco.

    • Antonio M. Prida

      Maravillosa frase, querido Alvaro, que resume espléndidamente la visión Católica del mundo. Simple y sencilla pero de gran profundidad. Gracias por compartirla y desdé luego la incorporamos en nuestra lista.

  3. LUIS ARMANDO ARMENDARIZ M

    Agradezco mucho lo que compartes, mi querido amigo. Llegan en un momento importante de mi vida, lo que confirma que no hay casualides. Agregaría la locución “VINCE IN BONO MALUM, “Vence al Mal con el Bien” pues también me parece de suma importancia par los tiempos convulsos en los que vivimos. Te mando un abrazo con todo afecto.

  4. Antonio M. Prida

    “Vince in bono malum”, Vence al mal con el bien, es el
    lema de San Pablo que la Universidad Anahuac adoptó. También es muy sabio. Gracias por traerlo a la reflexión, querido Luis Armando.

  5. Eduardo Solorzano Barron

    Gracias mi Querido Antonio, qué importante es leer y escuchar y hacer todo lo que esté en nuestras manos para llevar a cabo tan importantes reflexiones de vida.
    Viva la vida, hagámosla que brille y trascienda.
    Abrazos
    Lalo

  6. Toño
    Cómo siempre lo disfrutamos y aprendemos mucho
    Hay que vivir la vida al día y ver para adelante pero nunca para atrás el mañana tiene que ser mejor por negro que se ves depende de nosotros que sea mejor
    Un abrazo y Gracias por compartirlo
    Raul

  7. Antonio M. Prida

    De nosotros depende que éste sea un buen año. Manos a la obra. Gracias por leerme y por comentar, querido Raul.

  8. Carlos Romanos

    Ciertamente la conjuncion de los lemas qu expones, junto con los aportados por dos de tus estimables lectores dan tems parar relexionar ahora sobre la consecuencia de actos realizados en el pasado y con cuya experiencia, en el aquí y en el ahora,, permiten avisorar decisiones para alcanzar nuestras metas.
    Un abrazo

  9. Cristobal Porzio

    Muy buena columna Antonio. Que manera de profundizar tan bien, con simpleza y sabiduria, refranes conocidos y atemporales, que siguen siendonde gran utilidad para la vida diaria. Un abrazo desde Chile y a vivir cada día del 2019 Hic et Nunc!

  10. Antonio M. Prida

    Agradezco este inteligente comentario que llega desde Chile. Abrazo afectuoso cargado de buenos deseos para toda la familia. Felicidades Cristóbal.

  11. Querido hermano, desde la dedicatoria hasta la cita referente a esa irremediable enfermedad que afrontamos con nuestros valientes y entonces muy jóvenes papás, me sorprende de tu articulo la magnífica selección de lemas -por cierto fuertemente ignaciana- con la cual me siento muy identificado y desde luego que ayudan mucho a ser y hacer de estos tiempos, lo que somos nosotros

  12. Antonio M. Prida

    Así es, estimado Carlos. Ante los enormes retos que enfrentamos no podemos ser un corcho que navega sin rumbo y, en cambio, estamos obligados a buscar cada día el mejor camino. El bagaje cultural con que contamos nos compromete y seguramente nos será de utilidad. Gracias por leerme y por comentar.

  13. Eduardo Castillo

    Estimado Antonio: siempre has sido una persona que he admirado por tu templanza y sabios consejos.
    Gracias por compartirlos en tiempos complejos.

  14. Antonio M. Prida

    Aprecio mucho el comentario, estimado Eduardo. Compartimos las mismas enseñanzas.

  15. Gracias, Toño, por compartirnos sabiduría que su sencillez, la hace profunda y contundente…y gracias muy especialmente por el recuerdo de mi querido Tio Flaco, siempre sonriente, siempre cariñoso y generoso.

    • Antonio M. Prida

      Magnífica oportunidad para recordar a mi padre, q.e.p.d., querido Lalo. Estas enseñanzas son parte de su legado. Importante recordar también su aportación en su obra “Cristianimo Compromiso Social”, una de las primeras en México en sistematizar la llamada doctrina social de la Iglesia, valiosa independientemente de la posición religiosa que se tenga. Gracias por leerme y por comentar.

  16. Fernando Ramos González de Castilla

    Vaya si era importante recibir tu carta, una inyección de optimismo muy necesaria para enfrentar tiempos difíciles que se ven en el horizonte, todo depende cómo los enfrentemos. Un abrazo

    • Antonio M. Prida

      Así es, estimado Fernando. No podemos quedarnos como espectadores, esperando a ver qué pasa en nuestro país. Estamos llamados a ser actores, a luchar por escoger el mejor camino, independientemente del resultado que por ahora vislumbremos. Que vengan tiempos mejores depende de nosotros.

  17. Raymundo Gil Rendon

    La filosofía de la vida basada en principios pragmáticos que propones ayudan a fluir como en un rio donde no te bañas con las mismas aguas pero que te permiten disfrutar de ellas como de la vida(Heraclito) ; les deseo a Antonio y sus lectores,mucho amor para seguir amando y mucha voluntad para seguir creciendo ! Raymundo

  18. Antonio M. Prida

    Qué buena la cita de Heráclito, estimado Raymundo. Te reciprocamos los buenos deseos.

  19. Jorge De la Mora

    Querido Toño,
    Un nivel superior de pensamiento y su implementacion es lo que necesitamos ahora mas que nunca, gracias por compartir estas ideas
    Abrazo

  20. Antonio M. Prida

    Así es, estimado Jorge, en tiempos de dificultades hay que acudir a los clásicos. No hay nada nuevo bajo el sol. Gracias por comentar.

  21. Toño; un verdadero placer leerte, y sobre todo, tener el honor de contarme entre tus amistades. Gracias por compartir un texto brillante. Bendiciones.

  22. Antonio M. Prida

    Gran gusto que me leas, querida Silvia. Aprecio mucho el comentario.

  23. Gerardo V. Sanchez Navarro C.

    Toño muy oportunas tus reflexiones en este año empieza con sacudidas, coincido plenamente contigo que hay que vivir el aquí y ahora, disfrutando el momento que te esta tocando vivir , poniendo atención al futuro que viene solo, sin descuidar tus objetivos.

    abrazo aprovecho para decirte un excelente año

  24. Antonio M. Prida

    Gracias, muy querido Gerardo. Aprecio mucho tu comentario. Los mejores deseos para éste 2019.

Tu opinión es importante

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Sobre Antonio M. Prida

Antonio M. Prida
Antonio M. Prida Peón Del Valle es abogado de la Escuela Libre de Derecho y Consultor Legal Extranjero admitido por la Suprema Corte de Nueva York y Texas. Socio de Curtis, Mallet-Prevost Colt & Mosle (NY) y socio fundador de su oficina en México. Fue Director Regional de ProMéxico en Europa, con rango de Ministro, y actualmente es miembro del Consejo Mexicano de Asuntos Internacionales (COMEXI). Es miembro y ha sido integrante del Consejo Directivo de la Barra Mexicana, Colegio de Abogados y Vice-Presidente del Ilustre y Nacional Colegio de Abogados de México; es Vice-Presidente Honorario Vitalicio de la Association Internationale des Jeunes Avocats y fue Consejero del Presidente de la Unión Internacional de Abogados. Miembro fundador, ex-Presidente y Presidente Emérito de la Comisión Mexicana de Derechos Humanos y miembro fundador y secretario de la Unión de Empresarios para la Tecnología en la Educación y de Mexicanos Primero. Presidente del Comité de Mediación del Capítulo Mexicano de la Cámara Internacional de Comercio y miembro del Instituto Mexicano de la Mediación. Ha sido profesor en la Escuela Libre de Derecho, la Universidad Iberoamericana y la Western State University de California. Tuvo una columna diaria en El Economista, fue corresponsal en Nueva York del mismo, de Expansión y del programa radiofónico “Mundo Empresarial”, condujo programas sobre el TLC en “Radio VIP” y fue colaborador del noticiero de Gutiérrez Vivó en Radio Red y de Rentería en Radio Fórmula.