Home || Colaboradores || Come On! Necesitamos cambiar si queremos subsistir

Come On! Necesitamos cambiar si queremos subsistir

Ecoosfera.

Gerardo Gil Valdivia


Pensar el futuro

Imagen: Ecoosfera.

jueves 27 de junio de 2019

Se publicó recientemente en España el último reporte del Club de Roma titulado: «Come On! Que necesitamos cambiar si queremos subsistir» por la casa editorial Planeta.

El libro que contiene este reporte se publicó inicialmente en alemán. Ha sido traducido ya a muchos idiomas. En inglés fue publicado por Springer con el título: «Come On! Capitalism, Short termism, Population and the Destruction of the Planet. A Report to the Club of Rome”.

Este estudio fue coordinado por los entonces co-presidentes del Club de Roma Ernst von Weizsäcker y Anders Wijkman.  El estudio se elaboró a raíz del 50 Aniversario de la fundación del Club de Roma, en 1968, y se presentó de manera oficial en los eventos organizados con ese motivo, precisamente en la ciudad de Roma el octubre pasado.

En el informe recientemente publicado se hace referencia a «Los límites del crecimiento», el estudio elaborado por el Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT) al Club de Roma en 1972. Este libro causó una profunda conmoción en particular en los medios científicos y diplomáticos en todo el mundo. Nadie antes había reflexionado acerca de las consecuencias a largo plazo del crecimiento permanente depredador y destructor de la naturaleza en un mundo finito. Ahora, se habla de la huella ecológica de la humanidad. Éste estudio planteó la importancia de un análisis riguroso transdisciplinario y multisectorial para tener una visión holística, global y de largo plazo.

Limites del crecimiento.

En las conclusiones de «Los límites…» se plantea que buena parte de los problemas estaban relacionados con el deseo humano de un crecimiento infinito en un planeta finito. Más aún, se sostuvo en 1972 que si el crecimiento actual persiste a un ritmo constante, la disminución de los recursos y la contaminación masiva provocarán el colapso de los sistemas globales.

Después de 47 años de su publicación, es claro que los programas informáticos de simulación actuales son, sin duda, mucho más sofisticados que el modelo World 3 que se usó en aquel momento. Asimismo, nadie hubiera previsto entonces, algunas de las formas de crecimiento beneficiosas para el medio ambiente de los últimos 50 años. Sin embargo, el mensaje fundamental de 1972 continúa siendo válido. Peligros como el cambio climático, la escasez de suelo fértil y la extinción de especies –amenazas de las cuales apenas si había conciencia–, ahora están más presentes que nunca.

Actualmente alrededor de cuatro mil millones de personas, más de la mitad de la población mundial, viven en situaciones extremas de diversa índole como conflictos bélicos, sequías, inundaciones, hambre y pobreza absoluta. Al mismo tiempo, se ha generado tal riqueza en el mundo contemporáneo que, empleando la ciencia y la tecnología, podemos efectuar todos los cambios necesarios para crear un mundo sostenible y más justo.

Desde su creación en 1968, el Club de Roma ha elaborado o auspiciado más de 40 informes. Además de «Los límites…» cabe destacar «La Primera Revolución Mundial» en 1991, a raíz del final de la Guerra Fría. Un enfoque optimista ante las nuevas oportunidades que parecían abrirse para un mundo pacífico y próspero.

Desastres.

Hoy el mundo se encuentra de nuevo en una situación crítica. Necesitamos un nuevo comienzo real. Pero en este nuevo estudio se plantea que es necesario analizar y discutir las raíces filosóficas de la terrible situación mundial. Debemos cuestionar la legitimidad del egoísmo materialista y el consumismo depredador como el motor más eficaz del mundo.

En cuanto al contenido del libro, uno de los mensajes básicos es que el mundo todavía puede ofrecer un futuro próspero para todos pero esto sólo es posible si dejamos de devastar al planeta. Se advierte que si el crecimiento con devastación de la naturaleza continúa con los estándares habituales vamos hacia una violenta colisión con los límites del planeta. Además, bajo los dictados de los mercados financieros con sus tendencias especulativas, nuestro sistema económico tiende a ensanchar aún más la brecha entre los pobres y ricos.

Las Naciones Unidas aprobaron por unanimidad la Agenda 2030, concebida para afrontar todos estos problemas. Sin embargo, implementar con éxito los once objetivos socio-económicos –si se sigue actuando como hasta ahora–, podría acelerar más la destrucción del clima, de los océanos y de la biodiversidad, incumpliendo con los objetivos medio ambientales. Por lo tanto, hay que ver la agenda como un todo integral, esto es, superar y seguir analizando los temas por separado, la economía, la sociedad y el medio ambiente.

El libro se divide en tres partes. En la primera parte del libro hay un diagnóstico de las insostenibles tendencias actuales, esto es, en la época del antropoceno, en la que el hombre controla todos los acontecimientos, inclusive la composición biogeoquímica de la Tierra. Es claro que un futuro próspero sólo es posible si se desvincula la riqueza de la sobreexplotación de los recursos naturales, incluidos la agricultura y los gases de efecto invernadero. Uno de los aspectos más importantes de esta primera parte es el análisis de los nueve límites naturales del planeta, planteados por Johan Rockstrom y Will Stefan. De igual forma, se hace un análisis que la mayoría de las teorías y creencias que tenemos fueron diseñadas para un mundo vacío, cuando ahora vivimos en un planeta saturado y sobreexplotado.

Diversidad.

Fotografía: Red Bull.

La segunda parte del libro analiza la crisis filosófica de nuestra civilización. Se refiere a la importancia de la Encíclica Laudato si del Papa Francisco, la cual es un hito en la historia intelectual contemporánea. Surge así el estímulo de avanzar hacia una nueva Ilustración que debe destacar la virtud de los nuevos equilibrios, entre otros, entre el hombre y la naturaleza, entre el corto y el largo plazo o entre bienes públicos y privados. Cabe destacar los errores filosóficos del dogma del mercado, derivado de la manipulación y de la distorsión del pensamiento de Adam Smith, David Ricardo y Charles Darwin.

La tercera parte del libro sostiene que ya no podemos esperar, debemos actuar ahora. Esta parte refiere numerosas propuestas e historias de éxito desde la transición energética, el empleo sostenible, hasta desvincular la riqueza de la explotación de los recursos naturales; de una economía regenerativa; se analizan los 21 principios de la economía azul; sobre la ecópolis; hasta la reforma del sistema financiero. Asimismo, se analizan temas como el de medir el bienestar, no solamente el PIB; la sociedad civil, el capital social y el liderazgo colectivo; reformas normativas a escala mundial y la educación para una civilización sostenible. Por último, el libro invita a los lectores y críticos a trabajar por la transformación en un mundo sostenible.

El contenido presentado en este artículo es responsabilidad exclusiva del autor y no necesariamente representa la opinión del grupo editorial de El Semanario Sin Límites.

Tu opinión es importante

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Sobre Gerardo Gil Valdivia

Gerardo Gil Valdivia
Gerardo Gil Valdivia es abogado egresado de la UNAM. Realizó estudios de postgrado en la Universidad de Harvard, (International Tax Program). Ha sido Investigador de Tiempo Completo en el Instituto de Investigaciones Jurídicas de la UNAM, y profesor en varias Universidades en México y en el extranjero.Colaboró como funcionario de Nacional Financiera, fue Presidente de Latinequip, S.A.; Director General de Mexpetrol, S.A. de C.V. Es autor de varios libros y artículos sobre Derecho Público, asuntos internacionales, y energía y sustentabilidad entre otros temas. Es Presidente del Club de Roma (México), Vicepresidente de la Fundación Javier Barros Sierra y miembro del COMEXI.