Home || Lo más destacado || Reabren el aeropuerto de Puebla

Reabren el aeropuerto de Puebla


martes 19 de abril de 2016

El Aeropuerto Internacional de Puebla Hermanos Serdán reanudó sus operaciones esta mañana, luego de haber cerrado por “condiciones meteorológicas adversas”.

A través de Twitter, Aeropuertos y Servicios Auxiliares detalló que el aeropuerto fue reabierto a las 5:00 horas de este martes.

Ayer el aeropuerto fue cerrado, primero, por la caída de ceniza del volcán Popoactépetl, y abierto a las 18:00 horas, luego de concluir los trabajos de limpieza.

Poco más de dos horas después nuevamente cerró sus puertas debido a las condiciones meteorológicas adversas en ese momento.

Durante el lunes, el volcán Popocatépetl estuvo arrojando gran material de cenizas al ambiente durante gran parte del día.

Los vientos dominantes arrojaron las cenizas predominantemente con dirección oriente nor oriente, es decir, con rumbo hacia el propio estado de Puebla y los vecinos Tlaxcala y Veracruz, aunque en estos últimos con menor incidencia.

La actividad volcánica del coloso está siendo monitoreada exhaustivamente por científicos de universidades como la UNAM y la UPAEP, así como distintas instituciones, de forma mutidisciplinaria y colaborativa. Todos estos esfuerzos están coordinados por los gobiernos federal y estatal.

Se cuenta con planes para evacuación y asistencia a las poblaciones aledañas, pero afortunadamente no  han sido necesarias debido a que la actividad del volcán no ha pasado de la fase de precaución.

La alerta del volcán se representa con la imagen de un semáforo, donde el color verde representa la fase de completa seguridad; la fase amarilla sería preventiva y la roja representará una total movilización.

Actualmente, se han incluido diversas fases en cada color, siendo la más frecuente la amarilla fase dos, donde están en alerta pero manteniendo las actividades cotidianas en constante vigilancia.

Aunque se considera al Popocatépetl como un volcán activo, no ha registrado más que explosiones esporádicas o fumarolas, que hasta la fecha, no han puesto en mayor riesgo a la población civil.

Tu opinión es importante

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*