Home || Economía || Con la reforma energética México terminó importando más combustibles

Con la reforma energética México terminó importando más combustibles

Con la reforma energética México terminó importando más combustibles
Con la reforma energética México terminó importando más combustibles / Pemex

martes 5 de marzo de 2019

Esta es otra de las grandes paradojas con las que funcionó el país, ya que justo en el sexenio donde se implementó la reforma energética y se abrió el mercado de los energéticos a la iniciativa privada, fue ahí cuando se rompieron todos los récords de importaciones de combustibles.

 

Ciudad de México.- Este fue el gran tema de discusión de AMLO para estar en contra de la reforma energética, ya que quedó demostrado según cifras de la Auditoría Superior de la Federación, que desde el 2013 se redujeron las inversiones, la producción y la refinación.

Además, ahora cifras del Banco de México (Banxico) confirman que en ese mismo periodo aumentaron las importaciones de combustibles y petroquímicos, en algunos casos alcanzando cifras históricas y afectando las finanzas del país.

Particularmente en las gasolinas, que el año pasado fue uno de los periodos donde más productos se compraron al exterior y con una producción local de las refinerías de Pemex paupérrima, debido a la falta de inversión en este sector industrial.

Esto te puede interesar: AMLO tenía razón, la reforma energética ha sido un rotundo fracaso

Expertos en traer desde el extranjero

De esta manera, el gobierno de Enrique Peña Nieto se especializó en comprar combustibles e hidrocarburos al extranjero, manejando un doble discurso sobre el impulso productivo que tendría este sector con la implementación de la reforma energética pero por otro lado, cubriendo las necesidades con productos extranjeros.

Así, tan solo en 2018, la importación de gasolinas registró un nivel récord al alcanzar 594.8 miles de barriles diarios, lo que significó un incremento del 60.53 por ciento desde los 370.5 miles de barriles diarios del 2014, justo un año después de que la reforma entró en vigor.

En cuestión de gastos, el año pasado cuando se importó más gasolinas que cualquier otro, también se alcanzó su máximo nivel histórico en México, al sumar 18 mil 966 millones de dólares, “equivalente a más de 90 por ciento del presupuesto asignado a Petróleos Mexicanos (Pemex) para ese año”, dice El Economista.

O pero aún, apenas quedó por debajo de los “22 mil 509 millones de dólares de divisas turísticas captadas por México el año pasado”, cifras que ayudar a dimensionar lo que significó para las finanzas del país los gastos generados por las importaciones de gasolinas.

En contraste, la falta de inversión productiva para producirlas ha dado como resultado contar con seis refinerías y de las cuales la mitad, opera al 50 por ciento o menos de su capacidad, gracias a que desde su construcción en la década de los años setenta del siglo pasado, no han sido  modernizadas para procesar crudos pesados, como lo que en su mayoría produce México.

¿Por qué desconfían tanto las calificadoras de Pemex y de AMLO?

Otras importaciones de combustibles

Pero esto no es todo, ya que hay otros combustibles como el diésel, turbosina o petroquímicos, que también aumentaron significativamente sus importaciones.

En el caso del diésel, las compras desde el exterior del año pasado tuvieron un aumento del 79.68 por ciento con respecto a 2014, al pasar de 132.9 miles de barriles diarios a 238.8 miles de barriles diarios en 2018.

Para la turbosina, las cifras del Banco de México indican que los gastos por esto  también tuvieron “su mayor incremento interanual desde el 2014” con un 63 por ciento más al sumar mil 809 millones de dólares; 699 millones adicionales a los que se registraron al cierre del 2017.

Sin embargo, el caso más alarmante fue el de los petroquímicos, que son en muchos casos la materia prima para muchas industrias y son los productos que resultan de la refinación del crudo o el gas natural.

En este sector, Banxico informó que “de 2014 a 2018 las importaciones crecieron 875 por ciento al pasar de 85.3 a 831.8 miles de toneladas”.

Con esto, el sexenio de Enrique Peña Nieto se convirtió en el que más combustibles y productos petroquímicos se han comprado desde el exterior, pero aunado a esto, fue también el gobierno que implementó la reforma energética, en una situación paradójica y triste.

Síguenos en Facebook – Twitter – Instagram – Telegram

Tu opinión es importante

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Sobre Daniel Higa Alquicira

Daniel Higa Alquicira