Home || Lo más destacado || Estas son las estaciones más caóticas e inseguras del metro de la CDMX

Estas son las estaciones más caóticas e inseguras del metro de la CDMX

Metro Ciudad de México
Ya que las CDMX esta considerada como una de las urbes más pobladas del mundo, el uso del Metro se vuelve un problema serio de movilidad/Imagen: El Semanario

jueves 8 de noviembre de 2018

Una de las formas más comunes de trasladarse en la Ciudad de México es usando el Metro, pues conecta con muchas partes de la metrópoli, pero al transportar más de un millón de usuarios diarios, algunas estaciones pueden volverse complicadas para transitar.

 

Ciudad de México .- La infraestructura del Sistema de Transporte Colectivo (STC) no es suficiente para atender a los 5.5 millones de usuarios que diariamente utilizan el servicio del Metro.

Sus 226 kilómetros de longitud, distribuidos en 12 líneas, y sus 390 trenes están calculados para atender a 4.5 millones de personas al día, es decir, el STC presenta un déficit en su capacidad de un millón de usuarios, según datos del organismo.

Por tanto y debido a la cantidad de usuarios que transitan por las 12 líneas del Metro, problemas como la inseguridad y el caos son comunes.

De acuerdo con una investigación realizada por ‘Mexico.com’, de enero de 2012 a marzo del 2018, el Sistema de Transporte Colectivo (STC) Metro, registró cinco mil 628 robos con y sin violencia, mientras que la Procuraduría General de Justicia (PGJ), reveló que en el mismo lapso se abrieron cuatro mil 363 carpetas de investigación.

Tomando en cuenta los datos revelados por la encuesta retomada por ADN 40, el 33 por ciento de estos delitos se cometieron en la Línea B, principalmente en el tramo que corre de la estación Nezahualcóyotl a Ciudad Azteca, lo cual convierte a esta ruta la más peligrosa del STC.

Las estaciones con mayor registro de delitos con violencia son Jamaica, de la Línea 9, Cuatro Caminos de la Línea 2, Tacuba de la Línea 7, Candelaria de la Línea 4, Chabacano de la Línea 9 y Tepito de la Línea B.

Mientras que las estaciones con mayor afluencia de delitos sin violencia, son Hidalgo, de las Líneas 2 y 3, Zócalo de la Línea 2, Bellas Artes también de la Línea 2 y Pino Suárez, de las Líneas 1 y 2. Todas estas estaciones se localizan en los alrededores del Centro Histórico de la CDMX.

Por el contrario, la Línea 12 se posicionó como la más segura con 67 delitos registrados sin violencia, 18 con violencia y dos delitos contra la salud, registrados en el mismo periodo.

En tanto, una investigación realizada por OCC Mundial, plataforma de búsqueda de empleo, en listó las estaciones que más caos y afluencia presentan.

En primer lugar se encuentra la estación Pantitlán, en la que convergen cuatro líneas y en las que siempre parece ser hora pico. “TODO, absolutamente todo, está desbordado. Literal”, señaló.

Le siguen las estaciones de Indios Verdes, La Raza, Hidalgo, que pertenecen a la línea 3 del mismo, las cuales pasan por puntos importantes o con mayor concentración de población local y flotante de la Ciudad, además de conectar de Norte a Sur sus dos terminales.

Posteriormente, en una zona más corporativa, se encuentran estaciones de la línea naranja o 7 que son El Rosario y Polanco, ello debido a su conectividad con empresas que se encuentran en reforma, y que además son conocidas por sus interminables escaleras.

Así mismo se encuentra la estación Cuatro Caminos, misma que es una entrada o salida directa para personas que habitan en el Estado de México y aunque actualmente esta custodiada por dos grandes centros comerciales “es muy posible que alguna vez hayas pasado una grosera cantidad de tiempo formado para solamente comprar un(os) boleto(s)”.

Insurgentes es otro punto clave de la ciudad porque colinda con Paseo de la Reforma, Chapultepec y la Roma, en donde también hay oficinas y empresas pequeñas. Sin embargo, un punto a su favor son los murales y todas las atracciones que encuentras a su alrededor.

En la misma línea, se encuentran las estaciones Balderas y Tacubaya, que además de ser transbordo con otras rutas, comparten “la maldición de ser escalas para arribar a la Hermana República de Santa Fe. Vaya tragedia. Por consecuencia, las horas pico y los dramas de los trajeados van de las 7 a las 9 de la mañana” acotó OCC.

Lo mismo sucede con el final de la primera línea del STC Metro en la estación Observatorio, ya que al problema del gentío se le suma la cantidad de comercio informal que bloquea las entradas a la estación, lo que hace que desde la recarga de saldo hasta el abordaje sea algo épico.

Síguenos en Facebook – Twitter – Instagram – Telegram

 

 

Tu opinión es importante

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Sobre Detter Hanzel Forteza Maya

Detter Hanzel Forteza Maya
Licenciado en Ciencias de la Comunicación con especialidad en temas de negocios y economía.