Home || Hasta el momento || El Tren Maya busca inversionistas, pero aún hay incertidumbre en el proyecto

El Tren Maya busca inversionistas, pero aún hay incertidumbre en el proyecto

El Tren Maya es un proyecto con altos beneficios sociales: Concanaco Servytur
El Tren Maya es un proyecto con altos beneficios sociales: Concanaco Servytur / Reforma

jueves 7 de marzo de 2019

Catalogada como la obra de infraestructura más importante del sexenio de Andrés Manuel López Obrador, el Tren Maya busca inversionistas pero aún hay incertidumbre en el proyecto y en su viabilidad financiera, algo que puede complicar conseguir los recursos para su construcción.

 

Ciudad de México.- Luego de la cancelación del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM), el Tren Maya se convirtió en el proyecto estrella del gobierno federal, pero están desarrollando una ingeniería financiera para conseguir fondos para su construcción y apuestan por el mercado bursátil como la mejor opción.

En ese sentido, el Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur), órgano encargado de este proyecto, ya delineó su intención de crear un Fideicomiso de Inversión en Bienes Raíces (Fibras), parecido al que tenía el NAIM, para levantar fondos y poder materializar esta mega obra.

Rogelio Jiménez Pons, titular de Fonatur, ha señalado en diversas ocasiones que el proyecto ofrece condiciones muy atractivas para los inversionistas, ya que no solo es la construcción del tren y las vías, sino de centros comerciales y de desarrollo regional en cada una de las 15 estaciones que contempla el plan original.

Esto te puede interesar: Todos están interesados en el Tren Maya, tanto inversionistas como indígenas mayas

Falta claridad en el proyecto

Y a pesar de que la firma TMSourcing, quien es la encargada de diseñar la Fibra para el Tren Maya, ha señalado que contemplan que se desarrollen 15 subcentros urbanos –uno por estación- lo que incluirán proyectos inmobiliarios y centros comerciales y con lo cual buscan dar garantías a los inversionistas, el plan todavía no convence del todo a los expertos y a los posibles interesados.

Tal como lo señala Armando Rodríguez, analista de Signum Research, en el caso del Tren Maya, pensar en un fideicomiso inmobiliario sin antes tener algo firme y estable con lo cual garantizar ingresos para los pagos de los inversionistas, es demasiado riesgo que seguramente la gran mayoría no quiere correr, ya que esto es “un requisito indispensable para cualquier Fibra”.

Por su parte, Gonzalo Robina, director general adjunto de Fibra Uno, aseguró en declaraciones para Expansión, que si bien es viable un producto financiero de este tipo, no hay aun nada claro acerca del poryecto.

Primero tiene que ser el huevo, luego la gallina y luego hacemos el caldo. Ahorita no tenemos ni huevo ni gallina. Cualquier proyecto es financiable a través de una estructura de Fibra, una vez consolidado y generando flujos, porque si no, sería otro tipo de instrumento”, aseguró el experto.

El Tren Maya en busca de la innovación financiera, ecológica y social

El Tren del Istmo tiene más proyección

Pero más allá de que se necesitan tener todos los elementos del Tren Maya para convencer a los inversionistas, hay otro proyecto ferroviario que sin hacer tanto ruido, puede tener una trascendencia mayor en el desarrollo del país.

Se trata del Tren del Istmo y es también una propuesta de López Obrador con el cual busca unir el océano Pacífico con el océano Atlántico y abrir una nueva puerta de entrada al país desde prácticamente todos los continentes.

Por tal motivo, el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) considera que de materializarse esta obra, el impacto económico sería realmente importante y para posicionar logísticamente al país, lo cual se puede traducir en mayor rentabilidad del proyecto.

Si el Tren Interoceánico “se hace bien, representa más oportunidades de crecimiento” para el país, asegura Tomás Bermúdez, representante del BID y agrega que de todos “los que proyectos que he escuchado de la nueva administración, es el que se me hace más ambicioso”.

Y en comparación con el Tren Maya, el “proyecto ferroviario del Istmo puede acelerar en mayor medida la productividad de la región” y agregó que “vale la pena revisarlo como algo interesante y que puede detonar el crecimiento” nacional, concluyó Bermúdez.

Síguenos en Facebook – Twitter – Instagram – Telegram

Tu opinión es importante

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Sobre Daniel Higa Alquicira

Daniel Higa Alquicira