Home || Colaboradores || Un merecido homenaje a Pepe Murillo Alvirez

Un merecido homenaje a Pepe Murillo Alvirez

ganadero
José Murillo Alvirez (Foto: https://criadoresdetorosdelidia.wordpress.com).

lunes 10 de septiembre de 2018

En el cierre de la temporada de ocho novilladas del certamen Soñadores de Gloria que se celebró en la Plaza Arroyo, con entradas alentadoras para el futuro del toreo mexicano y que, por cierto, empezó en la Plaza Nuevo Progreso de Guadalajara, el domingo 9 de septiembre, se dieron (como siempre) con gran categoría los festejos de los que emergieron los nombres de dos triunfadores: Francisco Martínez y Roberto Román, pero quedaron en la retina varios más que hacia delante los veremos en Guadalajara, en la México y en donde se pueda.

A la mitad del festejo final, el sábado 8 de septiembre, se le rindió merecido homenaje al ganadero de San Felipe Torres Mochas, Pepe Murillo Alvirez, por cumplir alrededor de cincuenta años en la crianza de toros de lidia, recordando que en el mismo sitio donde hoy pace, en el año de 1969, fundó su casa ganadera con vacas y un semental de Cerro Gordo y uno más de Cabrera, en Guanajuato.

Don Pepe es un personaje que es muy apreciado en el medio ganadero por su gran calidez y, charlando con él, recuerda como Mario Moreno Reyes, conocido más como “Cantinflas”, fundó la ganadería de Moreno Reyes luego de comprar a Carlos Arruza Pastejé para formar la ganadería de Moreno Reyes Hermanos, cuyos animales le fueron vendidos en 1989 a Don Pepe de una manera cordial y sin cortapisas.

torero

José Murillo Alvirez (Foto: www.toriles.com).

Don Pepe, entre otras muchas cosas, fue aficionado práctico y junto con Roberto Escalante organizó el primer festival en la plaza La Florecita de Ciudad Satélite, hace también unos cincuenta años. En 1972 lidió por primera vez una novillada en La Florecita, el 18 de noviembre, en un festival taurino en el que torearon: Manuel Capetillo (padre), Joselito Huerta, Francisco Curro Rivera, Manuel Espinosa Armillita Chico, Carlos Godoy y Valente Arellano (padre).

Posteriormente, se presentó en la Ciudad de México, el 11 de septiembre de 1977, con seis novillos para Jorge Gutiérrez, quien le cortó una oreja al corrido en cuarto lugar de nombre “Sereno”, con Jesús Jiménez Chicuelín y Guillermo Capetillo en cartel; y luego, cómo olvidar cuando se presentó en la México, el 2 de mayo de 1982, con seis toros para Curro Vázquez, Curro Leal y David Liceaga (hijo).

Curro Leal le realizó una gran faena a un gran toro, Cariñoso, para lograr dos trofeos y tanto ese toro, como el encierro, fueron distinguidos como lo mejor de aquella temporada que enmarcó la retirada por un largo lapso de Manolo Martínez de los ruedos.

Sin embargo, ese pasado sigue vigente en el presente; recientemente, en Tepatitlán Jalisco, Jerónimo le hizo una faena de indulto a un toro de San Felipe Torresmochas, que combinó codicia con nobleza y les dio una gran satisfacción al público y al ganadero por el suceso.

Ésa es, someramente, una estampa del ganadero homenajeado en tarde en la que el torero de San Miguel de Allende, Francisco Martínez, logró un trofeo y destacó el tesón del de Aguascalientes, Roberto Román, con los novillos de La Antigua, propiedad de Jorge de Haro.

torero mexicano

Francisco Martínez (Foto: https://torosenelmundo.com).

Al final, la tragedia rondó la plaza de Arroyo cuando José Sainz, novillero de San Luis Potosí, al lidiar un novillo que había sido devuelto de La Antigua, recibió una cornada impresionante y, gracias a que existen magníficas condiciones de servicio médico, encabezado por el doctor Rafael Vázquez Bayod, el novillero, aunque se encuentra delicado, está en recuperación, de un percance que presagiaba lo peor, como digo, gracias a la previsión y la buena organización, afortunadamente, se encuentra bien.

Entonces, la tarea que le tocaba a la plaza de Arroyo pasó con sobresaliente y ahora en la continuación de Guadalajara y el inicio de la México, estamos seguros seguirá en el mismo tono, que así sea.

El contenido presentado en este artículo es responsabilidad exclusiva del autor y no necesariamente representa la opinión del grupo editorial de El Semanario Sin Límites.

Tu opinión es importante

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Sobre Luis Ramón Carazo

Luis Ramón Carazo
Hijo del inolvidable cronista taurino José Luis Carazo “Arenero”, de quien heredó su pasión por la tauromaquia, convirtiéndose en cronista de toros y periodista de diversos medios impresos, radiofónicos y electrónicos como TDN (Televisa Deportes Network) y el Diario Reforma (Sección Negocios). Además de ser experto en Negocios Deportivos, es consultor y Consejero de Empresas. Actualmente también se desempeña como profesor de asignatura del ITAM en sus programas de Maestría de Negocios y Sistemas.