Home || Hasta el momento || Regresan las obras a Mixcoac y con ello, la polémica por su construcción

Regresan las obras a Mixcoac y con ello, la polémica por su construcción

Foto: cuartoscuro.com

miércoles 26 de agosto de 2015

Regresaron las obras a la zona de Río Mixcoac, suspendidas meses atrás debido a las protestas de ciudadanos inconformes. Para esta ocasión, la tónica no cambia mucho.

Ciudad de México (elsemanario.com).- Tras el silencio que causó la suspensión de parte de las obras del controvertido túnel vehicular en la zona de Río Mixcoac, los trabajos se reanudaron con el mismo rechazo vecinal que cuando comenzaron. Argumentan, cuentan con la aprobación de los vecinos de la zona, aunque algunos rechazan tal versión y sostienen que tal obra no fue solicitada ni se hizo ninguna consulta ciudadana para llevarla a cabo. Sumado a ello, el Gobierno local habría informado sobre los beneficios de este proyecto.

Consecuencia de esto, al reanudarse las obras varios vecinos participaron en el cierre vial de Río Churubusco en esquina con Pino, que comenzó como un bloqueo intermitente pero que se prolongó totalmente hasta casi las 4 de la mañana.

Llama la atención que -según las palabras de Raquel Rodríguez, arquitecta y planificadora urbana, miembro de la Red en Defensa de la Ciudad de México, que evidentemente junto con otros vecinos está en contra de este proyecto- “las autoridades de la obra y los responsables (…) que tenían ahí el apoyo de la policía (…) no hubieran hecho con total eficiencia el cierre de las vialidades”.

Por ello, se presentaron enfrentamientos entre quienes bloqueaban la vialidad y quienes querían transitar por ella debido a que el bloqueo se extendió más de lo premeditado, ya que la intención era que esta obra retomara sus trabajos por la noche; “nos quedamos allí velando cerca de hasta las 4 de la mañana”, comenta la arquitecta para EL SEMANARIO.

Por la mañana las obras reiniciaron, pero en lo que tiene que ver con el retiro del césped y la carpeta verde en los camellones involucrados, por lo que los pocos vecinos que pudieron reunirse, trataron de impedir estas acciones: “impedimos que una maquina excavadora se pusiera en funcionamiento. Llegaron a apoyarnos varios diputados de Morena”.

Justamente, pocas horas antes de reiniciada la obra, se llevó a cabo un foro en el que participaron ciudadanos y algunas personalidades del ámbito político con la intención de mostrar el descontento por  que se realicen este tipo de proyectos en la ciudad de México sin consultar a los propios habitantes.

Al respecto, Raquel Rodríguez, también asistente al mismo, comenta que fue un foro “maravilloso (…) porque a pesar de que somos personas que luchamos en varios puntos de la ciudad yo sinceramente no tenía el conocimiento del grado de violaciones que están haciendo todas las autoridades: Seduvi, gobierno, Sedema (…) no tenía yo el panorama completo”.

La vecina está convencida de que las acciones de resistencia en torno a la obra deben continuar, pues según

un estudio de impacto ambiental (…) la MIA*; el análisis de este estudio da que existen 147 impactos negativos contra 15 positivos. Estamos a razón de nueve negativos por cada positivo. Entonces, yo me pregunto, si hay una obra que va a tener un impacto tan negativo (…) ¿cómo es posible que se pretenda seguir adelante con ese proyecto?”.

Al respecto, la arquitecta nos comenta que

Aquí hay dos motores muy importantes que son los que están exigiendo esta obra: una, es la Torre Manacar y otra es el desarrollo de la Torre Mítikah, que quizá ya no va a ser la misma torre pero va a ser un desarrollo comercial, un desarrollo enorme”.

Estas obras son, a decir de la arquitecta-activista, las propulsoras de este proyecto, pues falta la infraestructura vial necesaria para que, en el caso de la Manacar que va a tener, según cálculos, 5, 000 automóviles diarios, por trabajadores y 5, 000 por visitantes, pueda haber un desahogo para esa enorme cantidad de automóviles:

Este proyecto del deprimido no está tanto para suponer que se va a mejorar la vialidad de Circuito Interior, que está colapsado de punta a punta (…) en realidad lo que está es respondiendo a las necesidades de estos dos enormes proyectos que definitivamente fueron aprobados sin contar con las exigencias que deberían tener”.

Es importante mencionar dos cosas: una tiene que ver con la resistencia de los vecinos del lugar que han aguantado agresiones por parte de la fuerza pública y aún así siguen con estas acciones y dos, la importancia de un foro como el presentado en donde converge la protesta ciudadana de toda la capital unificando fuerzas en torno a un tema que nos afecta a todos.

Por Alberto Cedeño.

Un comentario

  1. Emilio Trabulse

    Nuevamente las autoridades actuando de manera arbitraria y movidos por intereses económicos. La obra no es necesaria, costo/beneficio será contraproducente, costará mucho dinero, habrá una tremenda afectación vial durante varios años, sin duda también habrá corrupción y al final el beneficio será mínimo comparado con los temas negativos y el desorden que generará. Sería interesante que por primera vez se pusieran en los zapatos de la gente e hicieran un análisis objetivo de la situación y sus implicaciones de manera integral y no sólo vieran el signo $$$.

Tu opinión es importante

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Sobre Qubit Works