Home || Negocios || Audi no se escapa del escándalo

Audi no se escapa del escándalo

Audi no escapa del escándalo respecto a las emisiones de los motores trucados de Volkswagen/Imagen: Tumblr

martes 24 de noviembre de 2015

 

Audi es una de las marcas con una gran reputación tanto en Estados Unidos como en México, con cuotas del mejor lujo y la tecnología más avanzada, sin embargo, no escapa del escándalo respecto a las emisiones de los motores trucados de Volkswagen.

Ciudad de México.- Audi reconoció ante los reguladores estadounidenses que los motores de más de 85 mil coches del Grupo Volkswagen contienen el software ilegal, lo que significa un nuevo golpe a la alemana en medio de su esfuerzo para contener el escándalo de las emisiones.

En este sentido, Audi informó que llamará a revisión a estos automóviles. A través de un comunicado, la empresa precisó que pedirá a las autoridades ambientales de Estados Unidos nuevas certificaciones en sus automóviles en cuestión.

Revisaremos parámetros en el software instalado en los motores TDI V6 3.0, documentarlos detalladamente y solicitar nueva autorización de las autoridades norteamericanas».

Audi no ha rechazado colaborar con las autoridades estadounidenses, quienes han señalado que los modelos Audi A6, A7, A8, Q5 y Q7 son los que se encuentran alterados.

El costo

El día de ayer, Audi anunció que la adaptación a las normas estadounidense de sus modelos en cuestión le costará unos 53 millones de dólares para ajustarlos a los controles de contaminación.

Este anuncio se da en un contexto en el que Audi reconoció en negociaciones con autoridades estadounidenses que todos sus modelos de tres litros vendidos desde el 2009 están equipados con el programa informático denominado AECD (Auxiliary Emission Control Device).

Estos tres dispositivos, descritos en sus siglas en inglés como AECDs -dispositivos auxiliares para el control de las emisiones-, se refieren al acondicionamiento de la temperatura del sistema de limpieza de gases de escape, a la evitación de depósitos en la válvula dosificadora de Ad-Blue -urea- utilizado en la eliminación de los gases NOx y a la contaminación del SCR -Selective catalytic reduction- con hidrocarburos no quemados.

Volkswagen enfrenta tres problemas de emisiones por separado –dos que involucran a la EPA y otro por los niveles de dióxido de carbono en Europa- que generaron cuestionamientos sobre lo generalizado que estaba el engaño en el fabricante. Por su parte, Volkswagen insiste que los problemas se reducen a un grupo de ingenieros sin escrúpulos.

El sector automovilístico vive en la incertidumbre desde septiembre, luego de que Washington denunciara a Volkswagen por haber manipulado resultados en las pruebas de emisiones contaminantes de sus motores diesel, mediante el software diseñado para ello.

 

Tu opinión es importante

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*